Estampida

Motocicletas, bikers y compañerismo que se traduce en familia

Un momento de nostalgia y felicidad al ver como cientos de personas aman rodar, compartir y ser parte de nuestra gran familia

 

Texto: Naomi Agraz

 

Durante dos meses, nuestro equipo organizador estuvo realizando la planificación de este gran evento para que cada uno de nuestros asistentes disfrutara de un fin de semana lleno de diversión, rodadas y, sobre todo, compañerismo.


La fecha establecida fue el 20, 21 y 22 de septiembre. Iniciamos el viernes 20 con nuestro registro en el concesionario Estampida Harley-Davidson®, donde los recibimos con una bebida de bienvenida e increíbles beneficios en la mercancía. Esto sólo era para calentar motores, porque más tarde salimos a rodar al restaurante sede, y en donde nos recibieron con decoración Harlista, excelente comida y bebida, además de una muy buena banda de rock, que nos hizo pasar ratos agradables momentos coreando gran parte de las canciones.

El día sábado comenzó con un coffee break en el concesionario, algunas compras de emergencia para entonces arrancar la rodada con destino al Pueblo Mágico de Mazamitla, contamos con 105 motocicletas aproximadamente, más 10 vehículos con elementos de movilidad y seguridad que nos acompañaron en la rodada.

En Mazamitla disfrutamos de un rico desayuno, convivencia en el pueblo y más tarde nos reunimos en el centro donde nos recibió el Director de Turismo del municipio, nos brindó unas palabras de bienvenida, agradecimiento y una felicitación por nuestro festejo. Allí mismo, nos tomamos nuestra foto oficial y comenzamos a hacer la formación para el regreso a la fiesta que nos esperaba en el concesionario.

Fue así como llegamos nuevamente al concesionario, donde se concentró la fiesta principal. Allí disfrutamos de un food truck con hamburguesas, alitas, papas y gozamos de acceso a bebida ilimitada. Contamos con diferentes dinámicas dentro del concesionario, promociones, DJ y una banda de rock. Todo esto acompañado de pura buena vibra, hermandad, rencuentros entre moto clubes y más.

Finalmente, cerramos nuestro sexto aniversario el día domingo con un desayuno, despedidas y partiendo nuestro pastel junto a todo el personal que conforma la Estampida.